Reseña: La familia Abe y otros relatos históricos de Mori Ogai
Relatos sobre el honor, la lealtad y la muerte del Japón Edo.
70%Nota Final
Interés70%
Puntuación de los lectores 5 Votos
72%

La familia Abe y otros relatos históricos de Mori Ogai es una recopilación de tres relatos del famoso autor japonés Mori Ogai en una edición traducida por Jesús Carlos Álvarez Crespo y editada por Satori Ediciones.

El libro se compone, así pues, de tres relatos: El testamento de Okitsu, La familia Abe y Sahashi Jingorō que nos transportan al Japón más feudal, al Japón del periodo de Edo en el que los samuráis se regían por un estricto código de honor. Y justamente el junshi (殉死) comúnmente llamado seppuku o harakiri por nuestros lares, el acto de quitarse la vida por honor a través de una ceremonia ritual, es el centro neurálgico de los tres relatos recopilados en esta edición.

Si bien La familia Abe es el relato más famoso de esta edición, que es considerado un clásico de la literatura japonesa y de hecho ha sido adaptado al cine y al manga, los tres relatos en bloque giran en torno a tres conceptos básicos del Japón de la época como son el honor de los samuráis, la lealtad hacia su señor feudal y cómo esto les lleva justamente a la muerte por honor y lealtad.

El primero de los relatos, El testamento de Okitsu Yagoemon, narra la historia del samurái Yagoemon a quien el señor feudal le niega la oportunidad de hacerse el junshi por lo que el samurái pasa los días esperando el momento para quitarse la vida. En esta edición de Satori Ediciones se nos ofrecen dos versiones de la misma historia, escritas ambas por Mori Ogai, cambiando el momento del junshi y algún detalle más.

samurai la familia abe seppuku junshiEl segundo relato, La familia Abe, narra la historia del señor feudal Hosokawa que, agonizante, recibe la visita de sus dieciocho samuráis más fieles, quienes le piden permiso para hacerse el junshi y morir así junto a él. Uno de los samuráis, sin embargo, no recibirá el permiso porque su señor tiene otros planes para él y ante lo que para el samurái es una deshonra, decide suicidarse igualmente con consecuencias catastróficas.

Finalmente, el último de los tres relatos, Sahashi Jingorō, explora justamente los sentimientos contrarios de la tradición del junshi, pues se basa en un samurái que se ve obligado a huir al negarse a hacerse el junshi tras la muerte de su señor.

La familia Abe y otros relatos históricos es una obra complicada de leer, y me explico. A pesar de que los textos en sí son de una gran belleza descriptiva (los párrafos que narran el momento del junshi son simplemente espectaculares), la lectura es pesada y lenta por la gran cantidad de nombres, fechas y explicaciones a pie de página que encontramos en el libro y que hacen que acabemos mareados y sin saber qué estábamos leyendo. Son demasiados datos, demasiada información que hace que nos perdamos y no sepamos qué estamos leyendo y, por lo tanto, que no terminemos de engancharnos a las historias. Si bien es cierto que una gran parte de ‘culpa’ la tiene el propio autor, que da detalles de absolutamente todo (desde personajes relevantes de la época hasta el linaje de los protagonistas) y esto hace que el lector acabe algo saturado.

Está claro que el traductor ha hecho un trabajo excepcional, pero en ocasiones su presencia se nota demasiado y en vez de llevarnos de la mano silenciosamente con su traducción casi parece que nos arrastra, a gritos, para que seamos conscientes del trabajo que ha realizado. Creo, y esto es una opinión personal, que hay algunos datos que deberían haberse obviado en notas a pie, es decir, que deberían haberse colocado en notas al final del libro o en algún apéndice específico para aquellos lectores más curiosos o para una lectura posterior.

Como lectora no me gusta que me lo expliquen absolutamente todo (y más si eso entorpece mi lectura), me gusta que me dejen espacio para poder adivinar o descubrir por mí misma algunas cosas. Está claro que en una obra como ésta algunas notas a pie de página son necesarias, ¡sin duda! Pero creo sinceramente que no todas las notas a pie presentes en esta edición son necesarias y que algunas más que dar armas al lector para comprender qué está leyendo, simplemente ponen piedras en el camino de su lectura y consiguen, pues, el efecto contrario.

Finalmente, merece la pena destacar la larguísima pero interesantísima introducción por parte de Carlos Rubio. No quiero sonar a fangirl, pero lo cierto es que la manera que tiene Carlos Rubio de narrar aspectos históricos y características culturales es excepcional y te atrapa de tal manera que no puedes dejar de leer. Quizá su introducción fue, para mí, lo mejor del libro. Asimismo, cabe destacar el trabajo que hay detrás de los seis apéndices con datos importantes para la comprensión de los textos de los relatos, como son los antiguos reinos de Japón, el tiempo, la nobleza, los ministerios, los nombres y las fechas que harán las delicias de los aficionados a la historia y la cultura japonesas por igual.

Sobre el autor

Mori-OgaiMori Ōgai (1868-1922), nacido en Tsuwano, fue el primogénito del médico personal del daimyo de la provincia. En 1872 se trasladó a Tokio para aprender alemán. A los veintidós años se hizo médico militar y obtuvo una beca del Ejército para ampliar estudios en Alemania.

Tras su regreso en 1888, desarrolló una importante labor como traductor y publicó sus primeros relatos. Al finalizar la guerra ruso-japonesa (1904-1905) y volver de Manchuria, donde había sido enviado, recibió los más altos méritos militares y se dedicó por completo a la literatura tanto en su faceta de escritor como de traductor y de crítico.

En 1912 el suicidio ritual de su gran amigo el general Nogi como acto de devoción hacia el emperador Meiji recientemente fallecido, supuso un punto de inflexión en su carrera literaria. Ogai comenzó a buscar en la Historia de Japón el modo de explicar el presente y afrontó sus temas preferidos: el honor, la honradez intelectual o la independencia del individuo.

Introductor de las principales corrientes de la literatura occidental en su país, Ōgai forjó del lenguaje literario japonés del que se han nutrido autores como Kawabata, Tanizaki, Mishima o Haruki Murakami.

Datos de La familia Abe y otros relatos históricos

  • TítuloLa familia Abe y otros relatos históricos
  • Autor: Mori Ogai
  • Editorial: Satori Ediciones
  • Título original:興津弥五右衛門の遺書 (Okitsu Yagoemon no isho), 阿部一族 (Abe ichizoku), 佐橋甚五郎 (Sahashi Jingorō)
  • Traducción: Jesús Carlos Álvarez Crespo
  • Introducción: Carlos Rubio
  • Formato: Rústica
  • Fecha de edición: Primera edición, marzo 2014
  • Páginas: 203 páginas
  • ISBN: 978-84-941920-4-3