Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

Para hacer arte, no hace falta más que irse a un campo de arroz. Si no lo creéis, todos los años podéis visitar en otoño el pueblo de Inakadate, en la prefectura de Aomori (Tohoku), fantásticas obras de arte en los campos de arroz de Tohoku. Y ya se han convertido en una auténtica atracción turística para el pueblo.

Y es que en Inakadate se han utilizado los arrozales como lienzos para dibujar varias escenas. En 2014, la escena más popular o que más llamó la atención fue una escena de una popular leyenda sobre la diosa celestial Amaterasu (antepasado de la familia imperial japonesa, según su mitología) y el monte Fuji, dibujado para celebrar el primer aniversario de la designación del monte Fuji como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

En el gran campo de arroz, de 140 metros de largo y 100 metros de ancho, se plantaron 10 tipos de arroz diferentes (de varios colores) para poder dibujar todo tipo de proyectos, diferentes año tras año.

arte en Tohoku

© Tipwam / Shutterstock.com

¡Una auténtica maravilla!

 

Suscríbete a la newsletter de Japonismo

Cada mes enviamos una newsletter con contenido interesante sobre Japón. Si quieres estar al tanto de todo lo que se mueve en Japonismo, ¡únete!

Gracias por suscribirse.

Algo salió mal.