Mayo en Japón es el mes en el que tiene lugar el Kodomo no hi, o día de los niños. Actualmente la fiesta es para niños de ambos sexos, pero originalmente era sólo para niños varones.

Mayo en JapónEl 5 de mayo era (y es) el tango no sekku o Día de los niños varones, la tercera de las cinco festividades estacionales (llamadas gosekku en Japón), que también recibía el nombre de shōbu no sekku debido a que era tradicional beber durante dicha fiesta licor de lirio (shōbu).

Esta festividad es de procedencia china y se desarrolló como un ritual de purificación ya que se creía que el quinto mes del año era malo y que el quinto día de mayo era particularmente adverso.

Según el antiguo calendario japonés, el mes de mayo recibía el nombre de satsuki o rododendro. Otros nombres que recibe este mes son ugetsu o “el mes de las lluvias” (aunque hoy en día esto es más cierto en junio, realmente) o sanaezuki, “el mes de los plantones de arroz”. De la tradición de beber licor de lirio, también recibe el nombre de ayamezuki.

No se sabe a ciencia cierta cuándo empezó a celebrarse esta festividad para los niños en Japón, pero se sabe que fue durante el periodo Nara cuando el quinto día del quinto mes pasó a ser la fecha escogida.

gogatsu ningyo de Star WarsSin embargo, no fue hasta el año 1948 que el 5 de mayo fue declarado festividad nacional para celebrar la salud y el crecimiento de todos los niños y niñas (y es que el Día de las niñas no es fiesta nacional) y expresar también gratitud a las madres, renombrándose como kodomo no hi. Eso sí, a pesar de todo esto, muchas de las tradiciones y decoraciones de este día siguen reflejando las de la antigua fiesta, cuando sólo la celebraban los niños varones, y sigue siendo una fiesta eminentemente para niños.

En el interior de las casas, las familias con hijos varones colocan un conjunto de muñecos, de forma parecida a lo que se realiza en el Día de las niñas, en el que están representados guerreros feudales (Minamoto no Yoshitsune, Kiyomasa Katō), protagonistas de cuentos infantiles (Kintarō, el nombre de niñez de Sakata no Kintoki, un héroe del periodo Heian, Momotarō) y la deidad china Shōki (Zhong Kui), así como miniaturas de armaduras y yelmos japoneses. Este conjunto recibe el nombre de go-gatsu ningyō o muñecos de mayo. En algunos casos, la cultura popular ha llegado incluso a estos conjuntos de muñecos, como en la imagen que os incluimos con un soldado de asalto de Star Wars (pero ojo al precio, ¡cuesta 178.500 yenes!)

En la época de apogeo de los samuráis, los yelmos y armaduras se decoraban de forma especial en este día para los jóvenes que iban a la guerra, ya que se consideraban como los instrumentos más importantes en batalla y así, se suponía que se les infundía coraje y valor para los combates que se avecinaban.

Gogatsu Ningyo para Kodomo no hi

Gogatsu Ningyo para Kodomo no hi. Imagen de 12Danya.

Por otro lado, y en el exterior de las casas, se cuelgan banderolas con forma de carpa (koi no bori) para desearles a los niños suerte en su futuro. Las carpas representan la fuerza, ya que los japoneses admiran la destreza de las carpas para subir los ríos contra la corriente.

La tradición de colocar estas banderolas data del periodo Edo y en sus orígenes sólo se colocaba una carpa grande de color negro o magoi que representaba al padre, pero desde el periodo Meiji se empezó a colocar otra carpa de color rojo algo más pequeña, llamada higoi, que representaba al primogénito, aunque hoy en día muchos prefieren verla como una representación de la madre, y desde la era Shōwa se añadieron otras de color azul y verde más pequeñas, que representan a los hijos. Una nueva banderola se añade, además, cada vez que nace un nuevo hijo en la familia.

En cuanto a la gastronomía típica de este día, y que además de comerse se lleva como ofrenda a los santuarios sintoístas, son populares los chimaki o pasteles de arroz envueltos en hojas de bambú y los kashiwa-mochi, pastelitos de arroz rellenos de pasta de judías rojas dulces envueltos en hojas de roble.

泳げ鯉のぼり相模川

Koi no bori, decoración típica del Kodomo no hi. Foto de ucb en Flickr.

 

Como siempre, esto tiene su carga simbólica y es que en Japón el bambú y el roble simbolizan la fortaleza y una vida plagada de éxitos. Tampoco debe faltar el licor de lirio ya mencionado, hecho con hojas de esta planta finamente picadas y mezcladas con sake, que era muy popular entre los samuráis debido a su sabor, y el shōbu-yu, un baño caliente con hojas de lirio que, según la tradición, es muy bueno para prevenir las enfermedades.

Existen también varias canciones típicas de esta festividad. Una de ellas es Sei-kurabe (comparación de alturas):

柱のきずは おととしの 五月五日の 背くらべ
Hashira no kizu wa ototoshi no gogatsu itsuka no sei-kurabe
La viga tiene una marca de la altura hecha 5 de mayo del hace dos años

粽たべたべ 兄さんが 計ってくれた 背のたけ
Chimaki tabe-tabe nii-san ga hakatte kureta sei no take
Mi hermano mayor midió mi altura mientras no paraba de comer chimaki

きのうくらべりゃ 何のこと やっと羽織の 紐のたけ
Kinō kuraberya nan no koto, yatto haori no himo no take
Comparada con la de ayer, mi altura apenas ha aumentado la longitud del cordón de mi haori

El Día de los niños pone el punto final a la Golden Week o Semana Dorada, una semana de fiestas en Japón que va del 29 de abril al 5 de mayo, y en la que encontramos otras tres fiestas nacionales más:

  • Midori no hi (29 de abril): Día Verde. Se conmemora el cumpleaños del emperador Shōwa (Hirohito), un emperador que amaba la naturaleza. A partir del año 2007 pasa a llamarse Shōwa no hi (día de Shōwa).
  • Kenpō-kinen-bii (3 de mayo): Día de la Constitución. Se conmemora la promulgación de la Constitución japonesa de 1947.
  • Kokumin no kyūjitsu (4 de mayo): Día de fiesta del pueblo. Este día fue declarado festivo en 1985 para tener tres días festivos consecutivos. A partir del año 2007 le sustituye el Midori no hi.

Viajar a Japón en mayo

Mayo en Japón comienza con una de las vacaciones más esperadas por todos los japoneses, la Golden Week o Semana Dorada, que se alarga desde finales de abril hasta principios de mayo. Durante esas fechas, el alojamiento puede ser bastante más caro y el transporte más complicado, pero lo cierto es que mayo en Japón es un mes perfecto para visitar el país y hacer turismo.

Días soleados y temperaturas primaverales de unos 23 grados de media en Tokio hacen que sea un mes muy agradable para hacer turismo por todo Japón, especialmente por la isla central de Honshu.

Si vais en mayo a Japón, os recomendamos las siguientes entradas para no perderos nada:

¡Disfrutad de mayo en Japón!