Hemos enviado la contraseña a su correo electrónico.

Porque sabemos que entre nuestros lectores hay muchos fans de los gatos, por un lado y fans de los wagashi o dulces japoneses, por el otro, ahí va este breve apunte sobre unos dulces japoneses con forma de gato la mar de kawaii llamados Nyamagashi que podemos encontrar en una pastelería de Nagasaki.

En 2014, el gobierno de la prefectura de Nagasaki organizó un concurso en el que buscaban el mejor dulce de la prefectura, lugar de nacimiento de la cultura del azúcar, con la única premisa de usar productos locales.

De entre los 22 participantes, el ganador fue  Shoichi Inoue de la confitería Senju Nagasaki-ya con sus dulces con forma de gato Nagasaki Omagari Nyamagashi o simplemente Nyamagashi. El nombre de Nyamagashi es un juego de palabras entre el término namagashi, los dulces típicos de la ceremonia del té y la onomatopeya nyan, típica de los gatos (en Japón, claro).

Los dulces con forma de gato Nyamagashi vienen en tres sabores diferentes: mandarina, níspero de Nagasaki y mermelada de judías con higos y tienen la particularidad de que cada sabor tiene un diseño diferente, no sólo por el color, sino por la forma de la cola del gatito (curvada, gancho o bolita). Se venden en una caja muy divertida, colorida y gatuna.

nyamagashi 10

Los tres sabores y tres tipos diferentes de colas de los gatos Nyamagashi.

Los dulces de gato cuestan 1.000 yenes y dado que es un producto delicado, no se puede enviar por correo y hay que degustarlo sí o sí en Nagasaki. Otra excusa más para visitar la ciudad ;)

Vía: Matome Naver