El portal de noticias My Navi Woman publicó hace unos meses los resultados de una encuesta a sus lectores en la que quería descubrir cuáles eran los mejores destinos desconocidos del país, aquellos rincones secretos de Japón que merecían la pena ser explorados, aquellos destinos que podríamos denominar ‘Japón secreto’.

El gran torii del santuario Itsukushima en Miyajima, la Tokyo Tower o Torre de Tokio, el pabellón dorado o Kinkakuji de Kioto, el paso de peatones de Shibuya, la torre Tokyo SkyTree… si mencionamos estos y otros destinos turísticos populares, seguro que no os sorprendemos. Son destinos preciosos, maravillosos sin duda, que aparecen en todas las guías de viajar por Japón (y es normal que así sea).

Pero Japón tiene un montón de rincones secretos, de destinos desconocidos que merece la pena visitar de los que nosotros ya os hemos ido hablando también en nuestro post sobre Japón por descubrir: los rincones más desconocidos de Japón.

Hoy os traemos los seis mejores resultados (o más interesantes) según el portal de noticias Japan Today. La verdad es que son muy variados y diferentes entre sí, así que los compartimos con todos vosotros para daros ideas para vuestro próximo viaje a Japón :)

Tamagawa Daishi (Tokio)

Si después de buscar fotos por internet acabáis diciendo “vaya, otro sitio lleno de templos, como Kioto”, no os vamos a culpar. Pero lo que hace especial Tamagawa Daishi no es lo que se ve a simple vista… es lo que esconde. En Tamagawa Daishi encontramos un zigzagueante túnel de 100 metros de largo que conecta los templos de la zona y que permite al turista descubrir las maravillas, en forma de estatuas budistas iluminadas por velas, que se esconden bajo tierra.

Si impresiona sólo en fotos, no queremos ni imaginarnos en vivo y en directo. Lo vimos hace unos días en un documental de la NHK y nos morimos de ganas de ir y verlo con nuestros propios ojos.

¡Este sitio es impresionante!

Tamagawa Daishi rincones secretos de japón

Imagen de Palindrome

El Museo del Automóvil de Toyota (prefectura de Aichi)

Tanto si os gustan los coches como si no, el Museo del Automóvil de Toyota, cerca de Nagoya, es un destino turístico muy poco conocido que merece ser tenido en cuenta. Además de la gran colección de coches clásicos, el museo tiene un pequeño (gran) restaurante donde comer y una estupenda tienda llena de artículos que gritarán tu nombre.

Nosotros nos quedamos con ganas de ir en este último viaje (ay, por falta de tiempo). ¿Y vosotros, os animáis?

museo del automovil de nagoya

Imagen de Leong.

Museo del ramen instantáneo (Osaka)

El Museo del Ramen Instantáneo Momofuku Ando, comúnmente llamado simplemente Museo del ramen instantáneo no es tan desconocido como otros posibles rincones secretos, pero lo cierto es que no goza de la misma popularidad que digamos el Museo del ramen de Yokohama, por ejemplo (que aunque tratan sobre ramen diferentes, tienen un público parecido). En el museo de Osaka, además de conocer las distintas variedades de ramen instantáneo, también podemos aprender a prepararlo, lo cual siempre mola.

Por tan sólo 300 yenes podemos probar los distintos ramen instantáneos que ahí se ofertan… Buen sitio para ir a comer, ¿no os parece?

museo del ramen instantaneo de osaka

Imagen de Japan13.

Carretera al cielo (prefectura de Kumamoto)

La llamada ‘carretera al cielo’, en la prefectura de Kumamoto (en Kyushu) es una estrecha carretera que, cruzando las nubes, llega hasta la verde cima del monte Aso. La naturaleza que rodea la carretera es espectacular, razón por la que muchos lo llaman la ‘carretera a Laputa‘ en referencia a las imágenes de la película “Castillo en el cielo” del estudio Ghibli, una de las más populares entre los aficionados japoneses a la animación.

Fans o no de la película y de Ghibli, la carretera tiene una pinta espectacular y dan ganas de alquilarse un coche e irse para allá.

kumamoto monte aso

Imagen de karaken.

Kyodo no Mori (Tokio)

Situado a tan sólo 25 minutos al oeste de Shinjuku, Kyodo no Mori es un museo al aire libre donde podemos encontrar una gran variedad de preciosas y restauradas casas tradicionales japonesas, muchas de las cuales datan del periodo de Edo. Además, dispone de un maravilloso jardín de hortensias y fuentes y piscinas donde refrescarse en verano.

Una manera estupenda de viajar en el tiempo a media hora del centro de la ciudad, ¿quién se viene?

kyodo no mori en tokio

Imagen de bclphoto.

Kohamajima (Okinawa)

La isla Kohama o Kohamajima en japonés, está situada al extremo sudoeste de Okinawa. Quizás por su localización, algo remota, no es muy conocida entre los turistas, pero desde luego, si llegáis hasta Okinawa, dadle una oportunidad.

Paisajes paradisiacos casi, casi en solitario… Una visita maravillosa y muy diferente al resto de Japón.

kohamajima en okinawa

Imagen de Okinawa Meriun

¿Qué os parecen? Pero ssssshhhht, no habléis muy alto… Recordad, son rincones secretos.