¡YA A LA VENTA NUESTRO LIBRO, CÓMPRALO YA!
Únete a la Comunidad Japonismo
Templo Nanzen-ji
Templo Nanzen-ji

El templo Nanzen-ji de Kioto, espectacular ejemplo de arquitectura zen

Última actualización:

El templo Nanzen-ji (南禅寺) es un enorme y precioso complejo de la secta Rinzai de budismo zen en el este de Kioto. Concretamente, se encuentra al sur del Camino del Filósofo, en el barrio de Higashiyama. Y está incluido en el paseo o itinerario que recomendamos por el norte de este barrio de Kioto.

Compuesto de numerosas estructuras y distintos subtemplos, el templo Nanzen-ji es especialmente conocido por su impresionante puerta San-mon y su curioso acueducto de ladrillo rojo. Es, además, la sede principal de la escuela Nanzen-ji de budismo zen.

Complejo del templo Nanzen-ji
Complejo del templo Nanzen-ji

En el complejo se encuentran numerosos bienes de importancia cultural, como las dos puertas principales del complejo, la puerta Chokushi-mon y la mencionada puerta San-mon. O también las pinturas en las puertas correderas tradicionales fusuma. Estas pinturas fueron realizadas por grandes artistas de la famosa escuela Kano durante el siglo XVI.

Asimismo, el salón de lecturas Hojo fue declarado Tesoro Nacional. El jardín contiguo fue diseñado por Enshu Kobori, un famoso pintor, poeta, maestro dl ikebana y ceremonia del té y diseñador de jardines de finales de comienzos del siglo XVII. Entre sus otras obras se encuentran los diseños de los jardines del Palacio Imperial Sento o la Villa Imperial Katsura (ambos en Kioto), así como distintos trabajos en el castillo de Nagoya, el castillo Nijo o el castillo de Osaka, por mencionar tan sólo algunos.

A continuación te mostramos cómo es la visita al templo Nanzen-ji. Pero antes de empezar, te dejamos con un pequeño «paseo virtual» de nuestro canal de Youtube, ¡que lo disfrutes!

¿UN ACUEDUCTO EN KIOTO? TEMPLO NANZENJI, JAPÓN

Orígenes del templo Nanzen-ji

El templo Nanzenji, llamado formalmente Zenrin-ji (禅林寺) fue construido en 1291 por el emperador Kameyama. Cuenta la leyenda que el emperador tenía un palacio de verano en el lugar donde hoy se encuentra este templo. Según esta leyenda, el palacio estaba encantado y en él ocurrían todo tipo de fenómenos paranormales.

El emperador acabó contactando con un monje zen llamado Fumon para que se deshiciera de los fantasmas del palacio. El monje meditó mucho tiempo en el palacio y consiguió ahuyentar a los fantasmas que habitaban en él. Feliz con el resultado, el emperador donó una parte del complejo de su palacio al budismo zen para que se pudieran realizar allí prácticas de meditación zen.

Sin embargo, esto creó cierto conflicto con los monjes guerreros del monte Hiei. Y es que, con su donación, el emperador había creado un segundo lugar de culto. En cualquier caso el templo prosperó pero, como tantas otras construcciones en Japón, fue pasto de las llamas en numerosas ocasiones. Así, el templo ardió en 1393, 1447 y 1467 y fue reconstruido y ampliado en 1597. De todos modos, al ser un complejo muy amplio, ha ido cambiando a lo largo de los años.

Pese a su gran importancia, el templo no se considera uno de los Kyoto Gozan o los «cinco grandes templos zen de Kioto». Estos son el templo Tenryu-ji en Arashiyama, el templo Shokoku-ji, el templo Kennin-ji, el templo Tofuku-ji cerca de la zona de Fushimi Inari y el templo Maju-ji. No obstante, sí tiene un rol de vital importancia al considerarse el templo principal del grupo, aunque formalmente no se considere uno de ellos. Y es que, según el budismo zen, el templo Nanzen-ji está por encima de todos ellos, en una clase especial y exclusiva para él.

Acueducto del templo Nanzen-ji
Acueducto del templo Nanzen-ji

Estructuras principales del templo Nanzen-ji

La entrada al enorme complejo del templo se realiza por la majestuosa puerta San-mon, una típica puerta del budismo zen. Tras un largo y ancho camino lleno de arces se llega al salón principal, famoso por su precioso jardín zen. Y al lado, una vista muy curiosa: un acueducto de ladrillo rojo rodeado de preciosos arces… ¡una mezcla maravillosa!

A continuación destacamos algunas de las estructuras principales del templo, para que puedas disfrutar al máximo de tu visita. Recuerda que lo tienes todo marcado en el mapa de la zona este de Kioto. Este mapa y el resto de los que tenemos puedes usarlos mientras viajas por Japón, como te explicamos en la página de Mapas para viajar a Japón.

La puerta Chokushi-mon

La puerta Chokushi-mon (勅使門) o puerta imperial es una típica puerta de los templos budistas de la época. Esta puerta de acceso sólo podía ser usada por el emperador, además. Originalmente se encontraba en el complejo del Palacio Imperial de Kioto (era la antigua puerta Hino-mon), pero fue trasladada aquí en 1642.

Puerta Chokushi-mon y puerta de acceso al parking
Puerta Chokushi-mon y puerta de acceso al parking

La puerta San-mon

El acceso al complejo central del templo se realiza por la puerta San-mon (三門), la más importante de las que hay aquí. Esta puerta se construyó en el siglo XIII pero fue destruida en 1396. Finalmente, fue reconstruida en 1628 por el daimyo Todo Takatora en honor a los soldados del clan Tokugawa que habían fallecido en el asedio del castillo de Osaka en 1615.

La San-mon es una gran estructura de dos pisos de unos 22 metros de alto. Popularmente se la conoce como la puerta Tenka Ryu-mon, «la mayor puerta del dragón». Y está considerada una de las tres grandes puertas de Kioto, junto con la puerta San-mon del templo Chion-in y la puerta Goedomori del templo Higashi Hongan-ji.

Su arquitectura es típica del budismo zen, con cinco pilares y tres entradas que simbolizan los tres caminos hacia la liberación budista. Además, tiene un tejado a dos aguas con tejas tradicionales y una balconada en el piso superior. Es asimismo famosa por ser una de las localizaciones de la obra de teatro kabuki «Sanmon Gosan no Kiri».

Puerta San-mon
Puerta San-mon

El segundo piso de la puerta suele estar abierto al público y desde la balconada se tienen preciosas vistas del complejo y del resto de la ciudad de Kioto. Además, justamente aquí, en el piso superior, es donde se encuentran varias imágenes de Buda, así como del shogun Tokugawa Ieyasu y del daimyo Todo Takatora, responsable de la reconstrucción de la puerta.

También destacan varias pinturas, como el ave fénix del techo, muchas de las cuales son obras de grandes maestros de la famosa escuela Kano como por ejemplo Kano Tanyu, uno de sus pintores más famosos.

Puerta San-mon
Puerta San-mon

A la derecha de la puerta se encuentra una gran lámpara tradicional de piedra tallada en 1631 por el samurái Katsuyuki Sakuma. Con casi 6 metros de altura, hay quien dice que es la lámpara de piedra más grande de toda Asia oriental.

Gran lámpara tradicional de piedra
Gran lámpara tradicional de piedra

El camino hacia el salón Hatto y toda la zona alrededor de la puerta San-mon está lleno de preciosa vegetación, con muchísimos árboles y el suelo lleno de musgo. Además, muchos árboles son arces, por lo que toda esta zona está preciosa en otoño, con el cambio de color de las hojas.

El rojo de las hojas de arce combina a la perfección con el estilo arquitectónico tradicional de la puerta, ¡una belleza! Si estás por Kioto en otoño, no dejes de visitar este templo porque la experiencia será única.

Preciosa vegetación del templo Nanzen-ji
Preciosa vegetación del templo Nanzen-ji
Preciosa vegetación del templo Nanzen-ji
Preciosa vegetación del templo Nanzen-ji

El salón Hatto

El salón Hatto (法堂) es el salón de lectura del templo Nanzen-ji. Aquí es donde se celebran eventos de carácter legal y todo tipo de servicios oficiales. El edificio original fue pasto de las llamas y se reconstruyó en 1479 y, de nuevo, en 1606. Desafortunadamente hubo otro incendio en 1893 que lo destruyó por completo. Así, lo que puedes ver en la actualidad es una reconstrucción de 1909.

En su interior hay tres estatuas de Buda sentado sobre un león y un elefante. Como curiosidad, el suelo es de azulejos y destaca también la enorme viga de madera de zelkova sobre la que se aguanta el tejado. Además, el techo está decorado con preciosas pinturas pero, por desgracia, el salón Hatto no está abierto al público.

Salón Hatto
Salón Hatto
Salón Hatto
Salón Hatto

El salón Hojo y el Honbo

El salón Hojo (方丈), a menudo llamado Seiryo-den, fue construido como parte del Palacio Imperial de Kioto, pero en 1611 se trasladó aquí. Fue declarado Tesoro Nacional y hoy es especialmente conocido por su precioso jardín zen de rocas y arenilla blanca, un ejemplo perfecto de jardín seco karesansui.

Seguramente te puede sonar el más famoso jardín de este tipo, en el templo Ryoanji también en Kioto. U otros jardines menos conocidos, como los del templo Daitokuji, también en la antigua capital.

El jardín seco está conectado con el salón a través de un pasillo tradicional, que hoy sólo se puede ver por fuera.

Parte trasera del salón Hatto, con el pasillo que lo une al Hojo
Parte trasera del salón Hatto, con el pasillo que lo une al Hojo
Pasillo entre el Hatto y el Hojo
Pasillo entre el Hatto y el Hojo
Entrada por el pasillo al salón Hojo
Entrada por el pasillo al salón Hojo

El jardín de este salón recibe comúnmente el nombre de «jardín del tigre que brinca». Y es que se dice que está diseñado para que las rocas parezcan tigres y cachorros de tigre saltando sobre el agua. Como hemos dicho al comienzo, el jardín es obra del gran maestro Enshu Kobori, un famoso diseñador de jardines del siglo XVII (entre otras cosas). El jardín fue declarado Lugar de Belleza Especial en 1951.

En cuanto al interior del salón Hojo, destacan las pinturas en las puertas correderas fusuma, donde se pueden ver imágenes más realistas, creadas con pan de oro, de dos tigres. Son obras excepcionales de grandes maestros de la famosa escuela Kano. De entre todas ellas, la más famosa es el «Tigre bebiendo agua», de Kano Tanyu.

Además del jardín Hojo, también puedes ver el jardín Ogata Jo, conocido popularmente como «jardín Yoshinshi». Es un jardín zen moderno, diseñado en 1966, en el que una de las rocas tiene forma de corazón. Se dice, de hecho, que el jardín tiene un ambiente parecido al de un corazón roto.

Detalles del Hojo
Detalles del salón Hojo

Curiosamente, la entrada al Hojo se realiza por el extremo derecho, por el Honbo, donde se encuentra la antigua cocina del templo y el jardín del sur. Además, aquí se encuentra la oficina del templo Nanzenji y algunos aposentos, además de una pequeña sala para la ceremonia del té y una cascada. De hecho, puedes sentarte a tomar un té verde matcha y un dulce tradicional mientras observas la belleza de la naturaleza que te rodea, cascada incluida.

El Honbo es un enorme salón de madera con grandes vigas y travesaños que consiguen crear un espacio muy amplio. Es un ejemplo perfecto de la belleza geométrica y la amplitud característica de la arquitectura del budismo zen. A la izquierda hay una preciosa puerta de gablete que sólo se usa en ocasiones especiales y que conduce directamente al salón Hojo.

Entrada al jardín Hojo
Salón Honbo, entrada al jardín Hojo
Puerta oficial de los jardines Hojo
Puerta oficial de los jardines Hojo

Justo al lado del salón Hojo se encuentra la oficina para conseguir el sello goshuin, la caligrafía específica del templo.

El acueducto

Justo al lado del salón Hojo nos encontramos con algo sorprendente: una gran acueducto de ladrillo rojo. El acueducto, llamado en japonés Sosui (疏水) o Suirokaku (水路閣) fue construido entre 1881 y 1890. Formaba parte del sistema de canales que conectaban la zona del lago Biwa con la ciudad de Kioto, pasando por el complejo del templo Nanzen-ji y la cercana cuesta Keage (un lugar fantástico para ver cerezos en flor).

El objetivo de este sistema de canales era doble. Por un lado, permitir la circulación de pequeños barcos desde la bahía de Osaka hasta el lago Biwa transportando bienes de consumo. Por otro, la irrigación de la ciudad de Kioto tanto para la agricultura como para el consumo y la prevención de incendios.

El acueducto mide 93 metros de largo y 14 metros de alto. Permitía la circulación de unas dos toneladas de agua cada segundo, por lo que fue vital para llevar agua a la ciudad. Se construyó siguiendo el estilo de los acueductos romanos, pero en ladrillo, no en piedra. Y no gustó nada a los habitantes de Kioto. No obstante, hoy, más cien años después de su construcción, parece encajar a la perfección en la naturaleza que lo rodea.

Acueducto del templo Nanzen-ji
Acueducto del templo Nanzen-ji
Acueducto del templo Nanzen-ji
Acueducto del templo Nanzen-ji

En 1889 se construyó la primera central hidroeléctrica en la cuesta Keage, que comenzó a proveer de energía a la ciudad en 1891. Para mejorar el sistema eléctrico y garantizar el suministro de agua corriente, se construyó un segundo canal en 1908, cuya construcción se completó en 1912. Al mismo tiempo, se construyó la planta purificadora de agua de Keage, que sigue funcionando en la actualidad.

La vista del acueducto de ladrillos rojos en un entorno lleno de naturaleza y edificios tradicionales extraña a muchos. Sin embargo, funciona a la perfección. Todo parece encajar. Y de hecho, se ha convertido en un lugar perfecto para que parejas y grupos de amigos se hagan fotos para Instagram. Y es que los arcos del acueducto son muy fotogénicos. Incluso puedes ver, a veces, fotógrafos profesionales haciendo sesiones de fotos a modelos.

Acueducto del templo Nanzen-ji
Acueducto del templo Nanzen-ji
Acueducto del templo Nanzen-ji
Acueducto del templo Nanzen-ji

Otros templos en los alrededores

En los alrededores del templo Nanzen-ji hay varios templos adicionales que pueden ser de interés. Por ejemplo, el templo Nanzen-in, el templo Konchi-in o el templo Tenju-an, los tres abiertos al público.

El templo Nanzen-in está situado justo al otro lado del acueducto, en el lugar donde antiguamente se encontraba el palacio del emperador Kameyama. Sólo tienes que pasar por debajo del acueducto y subir un pequeño tramo de escaleras y estarás en su puerta. Aquí puedes ver el mausoleo del emperador Kameyama, así como un salón principal y un jardín con estanque, especialmente bonito en otoño con el cambio de color de las hojas.

El jardín todavía conserva cierto aire de antaño, al tratarse de un jardín típico de finales del periodo Kamakura (1185–1392). Se dice que fue diseñado por el propio emperador y hoy es una de las tres vistas de belleza e importancia histórica de Kioto. Si entras al jardín, fíjate en el estanque superior, diseñado para parecerse a un dragón.

Templo Nanzen-in
Templo Nanzen-in

El templo Konchi-in fue construido a comienzos de 1400 por el shogun Yoshimochi Ashikaga. Fue trasladado a su ubicación actual en 1600 gracias al abad Ishin Suden (1569-1633). De hecho, los aposentos del abad también se trasladaron aquí desde el castillo de Fushimi.

El templo es famoso por su casa de té, con vistas a preciosos jardines zen de rocas y arenilla blanca. De todos ellos, el más famoso es el «jardín de la grulla y la tortuga» diseñado en 1632 por el famoso artista Enshu Kobori (sí, el mismo diseñador del jardín zen principal del templo Nanzen-ji). La casa de té fue construida en 1628 y tiene ocho ventanas.

Pero además, destacan también las pinturas en las puertas correderas fusuma que de nuevo son obra de grandes artistas de la escuela Kano.

Entrada al templo Konchi-in 
Entrada al templo Konchi-in
Interior del templo Konchi-in 
Interior del templo Konchi-in
Templo Konchi-in 
Templo Konchi-in

Finalmente, el templo tiene también un pequeño santuario que funciona de filial del santuario Toshogu de Nikko. El santuario fue construido en 1628 como deseo póstumo del shogun Tokugawa Ieyasu.

Filial del santuario Toshohu en el templo Konchi-in 
Filial del santuario Toshohu en el templo Konchi-in

El templo Tenju-an está dedicado al maestro zen que ayudó al emperador Kameyama en sus estudios religiosos. El templo, que tiene un bonito salón principal y un estudio de comienzos del siglo XVII, es famoso por sus jardines. Y es que cuenta con un jardín seco de rocas y arenilla blanca y con otro jardín alrededor de un estanque. Estos jardines se iluminan de manera especial en otoño, con el cambio de color de las hojas, ¡merece mucho la pena!

Acceso a los jardines del templo Tenju-an
Acceso a los jardines del templo Tenju-an

Aunque hemos mencionado tres, el camino de acceso desde la parada de metro de Keage te llevará por callejuelas repletas de templos. Desafortunadamente, la mayoría están cerrados al público aunque puedes ver el exterior de los mismos.

Callejuelas cercanas al templo Nanzen-ji
Callejuelas cercanas al templo Nanzen-ji
Templo Shinjo-in
Templo Shinjo-in

Del templo Nanzen-ji al templo Eikando

El templo Nanzen-ji está a pocos minutos andando de otro maravilloso lugar: el templo Eikando. Y es que si tomas la callejuela a la izquierda del pasillo que une el salón Hatto con el Hojo, llegarás al cercano templo Eikando.

Se trata de un paseo precioso por estrechas callejuelas llenas de templos, puertas tradicionales, árboles y estatuas. Es, por tanto, una perfecta manera de combinar la visita a ambos templos.

Callejuela que sale del templo Nanzen-ji hacia el templo Eikan-do
Callejuela que sale del templo Nanzen-ji hacia el templo Eikando

Justo al lado del templo Nanzen-ji verás el templo Nanyo-in (que sólo está abierto al público en ocasiones especiales), la puerta de entrada al templo Kiun-in y la estatua del Jizo Kannōson.

Templo Nanyo-in
Templo Nanyo-in
Estatua del Jizo Kannōson
Estatua del Jizo Kannōson
Puerta de entrada al templo Kiun-in
Puerta de entrada al templo Kiun-in

A la izquierda verás el bosque de bambú del dojo especial del templo Nanzen-ji. Aquí puedes adentarte en el camino del zen con la ayuda de un maestro zen. Así, en el dojo se realizan prácticas zazen de meditación sentada.

Al final de la calle verás la puerta de entrada del templo Shōteki-in. De nuevo, este templo no está abierto al público, así que sólo podrás verlo desde la puerta.

Bosque de bambú del dojo especial del templo Nanzen-ji
Bosque de bambú del dojo especial del templo Nanzen-ji
Puerta de entrada del templo Shōteki-in
Puerta de entrada del templo Shōteki-in

Al final de la calle, tienes que girar a la derecha, en dirección al templo Eikando. Pero no te olvides mirar hacia el otro lado, pues ahí está la puerta norte del templo Nanzen-ji o puerta Daijaku-mon.

Puerta Daijaku-mon
Puerta Daijaku-mon
Detalles de la puerta Daijaku-mon
Detalles de la puerta Daijaku-mon

Avanzando por la calle Shishigadani, cruzas el pequeño puente Eikando sobre el canal que justamente lleva el agua desde la zona del acueducto del templo Nanzen-ji.

Agua que baja de la zona del templo Nanzen-ji
Agua que baja de la zona del templo Nanzen-ji

Y en este punto, llegarás a la puerta de acceso al templo Eikando. No te preocupes porque publicaremos un extenso post en breve.

Entrada al templo Eikando
Entrada al templo Eikando

Información adicional

La entrada al complejo del templo Nanzen-ji es gratuita. No obstante, los distintos salones y subtemplos tienen horarios y precios individuales.

  • La puerta San-mon se puede visitar entre las 08:40 y las 17:00 horas (hasta las 16:30 de diciembre a febrero). La entrada cuesta 500 yenes. Se permite el acceso hasta 20 minutos antes del cierre.
  • El salón Hojo puede visitarse de 08:40 a 17:00 horas (hasta las 16:30 de diciembre a febrero). La entrada cuesta 500 yenes. Se permite el acceso hasta 20 minutos antes del cierre.
  • El templo Nanzen-in puede visitarse de 08:40 a 17:00 horas (hasta las 16:30 de diciembre a febrero). Cierra del 28 al 31 de diciembre y la entrada cuesta 300 yenes.
  • El templo Konchi-in puede visitarse de 08:30 a 17:00 horas (hasta las 16:30 de diciembre a febrero). La entrada cuesta 400 yenes.
  • El templo Tenju-an puede visitarse de 09:00 a 17:00 horas (hasta las 16:30 durante los meses de invierno). La entrada cuesta 500 yenes y 100 yenes más durante las iluminaciones especiales de otoño.

Cómo llegar al templo Nanzen-ji

El templo Nanzen-ji se encuentra a unos 10 minutos andando de la estación de metro Keage de la línea Tozai. Es, quizás, de los pocos sitios interesantes de Kioto que tienen estación de metro cercana.

Por ello, la mejor manera de llegar desde la estación de Kioto es tomar un tren de la línea Karasuma hasta Karasuma-Oike. Allí cambias a un tren de la línea Tozai hasta la estación de Keage y ya estás. Eso sí, este trayecto es de metro. Eso significa que no está incluido en el JR Pass ni en el pase diario de autobuses de Kioto. Desde la estación de Kioto tardarás unos 20 minutos en total. Además, el camino es interesante porque pasa por el túnel que hay bajo la cuesta Keage, que es muy vistoso.

Alternativamente puedes llegar en autobús, si lo prefieres. Desde la estación de Kioto toma el autobús nº 5 hasta la parada Nanzenji-Eikando-michi. No está incluido en el JR Pass pero sí en el pase diario de autobueses de Kioto. Tardarás 35 minutos pero, por lo general, el tráfico en Kioto es bastante denso. Esto puede hacer que tardes bastante más y que vayas incómodo. Sin duda, recomendamos el metro al autobús.

Camino de acceso al templo Nanzen-ji desde la estación de Keage
Camino de acceso al templo Nanzen-ji desde la estación de Keage

De todas formas, el templo Nanzen-ji, situado al lado del templo Eikando, se encuentra en el extremo sur del Camino del filósofo (el templo Ginkakuji está en el extremo norte). Tenlo en cuenta si quieres visitar la zona, porque puedes combinar la vista al Camino del filósofo con la visita a alguno de esos templos.

¡Disfruta del templo Nanzen-ji!

Entrada publicada originalmente el 25 de marzo de 2020. Última actualización: 23 de octubre de 2020

¿Cómo empezar a planificar un viaje a Japón? Sigue estos pasos:

  1. Compra vuelos
  2. Reserva alojamiento
  3. Compra el JR Pass
  4. Consigue un seguro de viaje
  5. Lleva internet: Pocket Wifi o SIM
  6. Planifica tu itinerario
  7. Decide qué intereses quieres cubrir en tu viaje
  8. Añade actividades y guías a tu viaje
  9. ¡Disfruta!